¿INFANTICIDIO?

POLÍTICA  FICCIÓN

¿UN INFANTI-CIDIO? 

La imputación (necesaria) de la Infanta (Doña) Cristina no debería convertirse en un suceso extraordinario, milagroso o contranatural en una democracia avanzada, en donde funcione con un mínimo de consistencia racional los mecanismos institucionales (la justicia, entre ellos). Parece ser que para buena parte de la ciudadanía, esta situación jurídica de la ciudadana Elena de Borbón casi constituye un delito (oh, paradoja!!!) de infanticidio, cometido por el juez Castro. El auto del juez Castro (que no se merece ningún homenaje, ya que está cumpliendo escrupulosamente su función jurisdiccional) es muy minucioso y presenta múltiples indicios de irregularidades, por lo cual poder imputar (llamar a declarar para que se explique) a la Infanta de unos delitos tan poco nobles (aunque con alto grado de ser reales, en el sentido de existencia efectiva) como son el blanqueo de dinero (por lo que se ve, la sangre azul no te inmuniza de la codicia) y el delito fiscal (un delito que implica estafar a toda la nación). Que la Infanta esté imputada NO es un infanti-cidio sino que la democracia funciona (dentro de lo que cabe esperar en este país). Veremos si la democracia española resiste este “test de estres”…

 

 

 

 Imagen
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s