Porno cursi

Chatarrera Nórdica

Que si, que ya se que esperáis un relato. Pero tiene que ver con el tema.

Todo esto tiene que ver porque el otro día mientras esperaba a que Satanasa cayese dormida de una puta vez, se me ocurrió el intentar escribir una historia en plan prono del siglo XVIII, con arietes que se abren paso entre sus voluptuosas feminidades, cetros del amor que se derraman sobre sus turgentes cántaros y resbalan hasta sus delicados, cual pétalos de rosa, botones del amor. Pero claro, luego pienso en como transformar “y aprovechó la saliva que resbalaba por su polla,gracias a la arcada que le había provocado el meterle el cimbel hasta el garganchón, como lubricante para darle por el culo” y se me acaban las metáforas, los símiles y las hipérboles rápidamente.  Y me veo como Meryl Streep en “Vida y amores de una diablesa” y me da la risa.

Eh…

Ver la entrada original 613 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s